Vestidos Informales



Lo nuevo: vestidos informales de 15 años

La fiesta de 15 es muy importante para las jóvenes así como también para las mamás. Es por ello que muchas veces son las madres las que organizan toda la fiesta y hasta qué vestirá la quinceañera. Pero no todas las chicas están de acuerdo con las elecciones de sus madres, que por lo general optan por vestidos tradicionales de 15, con sus polleras super largas y acampanadas. Las adolescentes de hoy son más modernas y ya no eligen tanto las fiestas al estilo antiguo. Por eso, los vestidos informales de 15 años son la mejor opción para aquellas que desean innovar y tener un look más actual y de la mano con las modas.

Además, los vestidos informales de 15 años también pueden traer ventajas para las mamás, ya que son mucho más económicos que los tradicionales. Esto se debe a que las telas y el trabajo en la confección son más baratos. Un vestido más casual es más simple y no implica todo ese glamour. Sin embargo, esto no quiere decir que no sean elegantes y espléndidos. Existe una gran variedad de vestidos informales que harán a la quinceañera lucir maravillosa en su fiesta.

Al momento de elegir el vestido, hay muchas cosas que la cumpleañera debe tener en cuenta. Para empezar, como se trata de un atuendo más casual, ten mucho cuidado de no elegir prendas de mala calidad y ordinarias. No te dejes engañar por un lindo modelo porque, si eliges mal, no resaltarás en tu propia fiesta. También debes tener en cuenta que el tipo de vestido que elijas, es decir, el modelo, los colores, los adornos, estampados, etc., vayan con tu personalidad. Si eres una chica rockera, puedes optar por vestidos informales de 15 años que tengan un aspecto de rebelde, a lo Avril Lavigne, y hasta usar zapatillas de lona con tu vestido. Si eres más tradicional, pero por un motivo u otro, ya sea para ahorrar o porque no quieres algo tan ostentoso, quieres un vestido más casual, puedes optar por uno largo, pero que no sea tan amplio en la zona de la pollera.

Los vestidos informales de 15 años cortos son lo último en la moda. Si deseas lucir moderna, lo mejor es la pollera corta. Las chicas jóvenes pueden usar cualquier largo, sin embargo, no optes por una minifalda porque son muy insinuadoras y no van ni con tu edad ni con el tipo de celebración. Lo más recomendable es usar polleras que lleguen hasta la rodilla. También puedes optar por las polleras tipo globo, que son super modernas.

Recuerda también que el tipo de cuerpo que tengas será un factor de suma importancia en la elección del vestido. Hoy en día, los diseñadores de moda por suerte se esfuerzan por sacar al mercado distintos tipos de modelos de vestidos informales de 15 años para asegurarse de que todas las jóvenes luzcan bien en uno de los días más importantes de su adolescencia. Las chicas rellenitas deben optar por ciertos modelos, y las delgaditas, por otros.

Para empezar, lo que más favorece a las chicas con algunos kilos de más es el vestido de corte princesa. Este tipo de corte consta de un cinto alrededor de la cintura o por debajo del busto, en donde nace la pollera que cae hasta abajo. Si la pollera tiene pliegues es mejor, porque así podrás disimular la pancita. El corte princesa afina la cintura y produce una silueta en forma de reloj de arena. Las chicas que tienen bastante busto es mejor que no usen escotes muy pronunciados. Esto tampoco es apropiado para una niña de tu edad y sólo lograrás verte vulgar. Lo mejor es que no se vea mucho y que alrededor del escote haya un bordado de pedrería, por ejemplo, para formar una especie de marco para tu rostro, y así todas las miradas se concentrarán en él y no en el busto. También se les recomienda a las chicas más rellenitas usar polleras cortas que muestren las pantorrillas para producir un efecto de afinamiento.

Las chicas delgaditas también se encuentran con muchos problemas a la hora de elegir un vestido porque siempre piensan que todo les queda grande y flojo y que nada resalta sus curvas o disimula la falta de curvas. Esto produce mucha frustración y cansancio. Por eso, debes conocer algunos secretos para resaltar las curvas y evitar toda esa energía negativa que acumulamos cuando nos probamos tanta ropa que nos queda mal. A las flacas se les recomienda evitar los colores oscuros y optar por vestidos con frunces y pliegues en las zonas que se quieren acentuar, como las caderas y el busto. La pollera tipo globo son muy buenas para producir un efecto de caderas más formadas.

Una vez que has encontrado el modelo perfecto que favorece tu figura tienes que pensar en los colores y los accesorios. Recuerda que los vestidos informales de 15 años admiten muchos más colores que los vestidos tradicionales, por lo tanto, si tienes una personalidad vivaz y divertida, no la opaques con un color que no brilla. Lo mejor es optar por amarillos, verdes o el fucsia, que se está estilando tanto entre las jóvenes. Los accesorios también pueden ser un elemento con el que puedes jugar. Si quieres, puedes usar un vestido blanco y agregarle color a partir de los accesorios, como las pulseras, las gargantillas, cintos, listones, arreglos en el pelo, los zapatos y la cartera.

Si eres muy moderna e innovadora puedes aventurarte a usar algún conjunto que incluya un pantalón debajo de la pollera. Sin embargo, en una fiesta de 15, es mejor optar por vestidos informales de 15 años si quieres romper con la tradición, así lograrás tu objetivo, sin ir a extremos que pueden hacerte perder tu magia.